martes, 25 de septiembre de 2012

LA LIEBRE Y LA TORTUGA

Seguro que alguna vez has leído o escuchado esta fábula.


La liebre, cegada por su orgullo y su arrogancia, se cree indiscutible vencedora. La tortuga, consciente de sus limitaciones asume el reto. Sabe que las leyes de la probabilidad están en su contra. Razona: " Más difícil es acertar en la lotería, y en eso sí que no tengo más opciones que comprar el boleto, esperar y ponerme en manos del azar, pero en una carrera, tengo mis opciones ".

El resultado dependerá de su esfuerzo. Está enfocada, su objetivo es llegar a la meta en primer lugar, confía en sus habilidades, está dispuesta a correr riesgos, se quiere demostrar a sí misma que es capaz de hacerlo. De alguna manera se cree más fuerte que su rival, se siente ganadora, está lista para la acción.

Vislumbra una OPORTUNIDAD y quiere aprovecharla.

En su mente bullen multitud de ideas:

ÉXITO, Audacia, TRIUNFO, Pasión, VICTORIA, CRECIMIENTO, DESARROLLO, JUEGO, SUPERACIÓN, OsadíaMOTIVACIÓNPerseveranciaAUTOESTIMA, Coraje, SUEÑO, POSIBLEÍmpetu, FELICIDAD, DeterminaciónRESPETO, Libertad, APRENDIZAJE, CAMBIO, IDEAL, FUTURO, VALOR, Esfuerzo, INNOVACIÓN, CREATIVIDADADAPTABILIDAD, HUMILDAD, EmpeñoACCIÓN, OPTIMISMO, Resistencia, ILUSIÓN, VisiónPROGRESO, Compromiso, Competición, RESPONSABILIDAD, LOGROArrojo, Entusiasmo, Tozudez, Obstinación, Testarudez, Resolución, Enfoque, Constancia, CONFIANZAPersistencia,  Fondo, INDEPENDENCIA.

De no haberse planteado el desafío, habría seguido siendo para siempre una tortuga más. La victoria es el premio a su DECISIÓN.


No hay comentarios:

Publicar un comentario